NUESTRA BANDA SONORA

banda-sonora1

Marimandi, una solterona del montón hoy hablará sobre la Banda Sonora de Nuestras Vidas. O más bien esas peliculas que hemos grabado a fuego en nuestras retinas y que son capaces de superar el hastio y la desazón. Y es que queridas por algo nos llegarán tan dentro grandes éxitos como Bridget Jones. Porque sí, todas tenemos una bragas color carne, de esas de buen ruso, que nos van como un guante ya las que recurrimos en grandes ocasiones. Sí esas ocasiones en la que barriga tiende a aparecer, no se sabe porque, caprichos de la vida y esas lorzas que normalmente no dicen nada se prodigan en una dialéctica desaforada con una misma en la que descutimos por la presencia de un nuevo pliegue. Porque lo de cantar con un cepillo lleno de pelos mirando al espejo una desgarradora canción, en nuestro caso, muta en un extraño gusto por las canciones que hablan de desamor, de desgracias amorosas, de desgarradoras rupturas, y es que entiendes a la perfección ese dolor, que ni unas medias mal talladas logra superar y ese desgarro que ni por asomo se puede comparar con el tirón desalmado de la estecien quitándote el bigote.

Lo de hartarte de chocolate y comer como si no hubiera un mañana también se prodiga en las pelis, y es que chica que te dejen tirada hace un efecto llamado para los carbohidratos que ni tu madre en rebajas, que sale de casa con la billetera llena dispuesta a comprarte algo, con el fin de decir en el café con las amigas que a pesar de los 20 años que os separan todavía es capaz de satisfacer tus gustos textiles. Sí, mamá ese me gusta y es que todas tenemos algo en el armario que sirve de parapeto y que sólo te pones en presencia de tu señora madre y que de repente o te da calor o te pica…

Volviendo a las pelis y cambiando de tercio, a todas nos encantaría una escena tipo dirty dancing y a lo máximo que hemos podido optar es a un novio que sí baila, pero con el cubata y que como todos los demás está empeñado en aguantar el contrapeso de la barra. Todas queremos un tio que baile como el protagonista y todas tenemos un arrítmico de cojones que sólo se prodiga en las grandes ocasiones como la boda de tu prima del pueblo con movimientos sexys acompañado por una corbata que le ha regalado tu madre.

Y que me dices de Pretty Woman, dejando al margen la profesión de la protagonista, que bien seguro será la fantasia de tu compañero de cama…porque queridas ya podemos esperar sentadas a un tio bueno, soltero, abierto al amor, con pasta, que no tenga prejuicios, que te remodele el armario y que se encarame a tu balcón con un paraguas. Y es que el cine crea unas expectativas brutales en cuanto a relaciones románticas sin apuntar a disney, esa factoria de los sueños, que nos hace creer que todas somos princesas, que ellos son maravillosos, que las ranas son capaces de convertirse en hombres y que todo tiene un final feliz.

Y es gracias a disney los directores actuales se han hecho de oro creando a una bridget jones que utiliza faja, come chocolate, se nutre de los comentarios de unos colegas tan solteros como ella y le obliga a tener un cepillo con el que cantar grandes éxitos de llorera obligada de una celine dion anterior al titanic.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s